Notas especiales: Videos de Arquitectura Dubai Historia de la Arquitectura Dormitorios Casas Cubiertas Instalacion Puertas más...
Arquitectura Hoy
20 de Noviembre del 2017
Portada
Videos de Arquitectura

REAPERTURA TOTAL DEL MUSEO BELLO


 



México
Continúa larga espera por reapertura total del Museo Bello

Una herencia de 80 pinturas que el señor José Luis Bello y González heredó a su hijo José Mariano Bello y Acedo fue el inicio de una de las colecciones más ricas que jamás haya tenido la ciudad de Puebla.

Hace siete años, en los meses de junio y septiembre, respectivamente, dos temblores dañaron de manera grave al edificio que se ubica en la 3 Oriente y 3 Sur de esta ciudad. En el recuento de los daños, éste fue uno de los inmuebles más golpeados por el accidente geográfico, y dejó al museo sin condiciones de resguardar las más de 3 mil piezas que ahí se exhibían.

Después de ese suceso, el recinto cultural conocido popularmente como el Museo Bello dejó de mostrar algo más que la propia colección que albergaba; también había desaparecido la belleza de su arquitectura del siglo XIX: vitrales, duelas, ventanas.

Durante la administración del gobernador Melquiades Morales Flores se inició un proceso de restauración que concluyó hace año y medio. En él se reconstruyó la estructura del inmueble –inaugurado como museo el 21 de julio de 1944–, así como los trabajos de pintura y carpintería de todo el museo. Pero al contrario de lo que se pensaba, no regresaron todas las piezas que antes se exponían.

Actualmente, aunque el edificio ya está en condiciones de hacerlo, no se exhibe ni el 10 por ciento del total de la colección, y sólo está funcionando la planta baja del museo, compuesta por las salas Agustín Arrieta, José Luis Bello y González, Sala de la Talavera, Salón Rojo y de las Calaminas.

En la planta alta están las salas Santa Bárbara, la de Marfil; de Hierros Forjados, una de las colecciones más amplias junto con la de talavera; la de Porcelanas orientales; la sala Mariano Bello, la Pinacoteca y la sala de Música, que llevan ya siete años esperando a que regresen sus habitantes más antiguos: las obras de arte.
Coleccionismo heredado

Emma Yanes, en su libro Museo José Luis Bello y González, explica la descendencia de la familia Bello y su afición por el coleccionismo, que proviene de José Luis Bello y González, quien al morir dejó su herencia a sus cuatro hijos, entre ellos Mariano Bello Acedo que, tras fallecer sin hijos en 1938, heredó sus bienes a su esposa Guadalupe Grajales y a sus sobrinos.

José Luis Bello fue ayudante de vista en la Aduana Marítima del puerto de Veracruz, narra Yanes, donde estuvo en constante contacto con la descarga de mercancías que desembarcaban ahí, y donde aprendió a adquirir piezas a buen precio, de los barcos que arribaban sin licencia.
Viaje por el tiempo

Entrar al Museo Bello es viajar por un túnel del tiempo en el que cada sala cuenta con una colección de maravillas artísticas. La planta baja, que es la que actualmente está en funciones, es una muestra de la magnitud de este recinto.

Y aunque el museo brilla por la propia belleza de las piezas, es evidente que carece de un cuidado, una curaduría, y que algunas obras ya han sufrido deterioro por falta de trabajo de restauración.

En un principio había cuatro guías que explicaban las obras del museo a los turistas; ahora sólo hay una, Rosa María Quintero, quien desde hace 27 años ha recorrido el Museo José Luis Bello y González. Sus ojos reflejan la tristeza de un pasado maravilloso, cuando las salas “rebosaban” de obras, y una esperanza en que algún día regrese toda la colección.
Misteriosas explicaciones

El tema del Museo Bello “siempre ha sido espinoso”, reconoce el director de Museos, Bienes Artísticos y Culturales, Óscar Alejo García. Tras preguntarle, en entrevista para este medio, cuál es la razón por la que no se han devuelto todas las piezas –que actualmente se guardan en las bodegas del San Pedro Museo de Arte– al Museo Bello, declaró que no es posible dar detalle de ello en estos momentos, pero que le “gustaría pensar” que por lo menos en seis meses ya estén de vuelta en su lugar original de exposición.

Al inicio de esta administración municipal se comenzaron a hacer recuentos de las piezas catalogadas. Cada seis meses, confió Alejo García, se revisan, se les toman fotografías y se vuelven a guardar, por lo que no hay razón por la que la colección regresara, en el mejor de los casos en medio año, incompleta a su lugar de origen.

Desde que las piezas se guardaron en el San Pedro Museo de Arte, algunas de las obras han viajado a exhibiciones en otros países, informó Oscar Alejo. Alguna de ellas es el Arcón de Manila, que en el interior de su tapadera tiene dibujado el mapa más antiguo de dicha ciudad, y que viajó a Filipinas y a España y, además de que pronto se trasladará temporalmente a Taiwán.

La espera para quienes conocieron la colección completa del Museo José Luis Bello y González parece no tener fin; a siete años del temblor, los museos han sido los últimos inmuebles en reconstruirse, aunque pudiera ser que este año se reabran dos de ellos; el Museo Universitario y el Museo Bello.

 







ARCHIVO - artículos de www.arquitecturahoy.com
Artículos del 2009:
Febrero, Enero
Artículos del 2008:
Junio, Mayo, Marzo, Febrero, Enero
Artículos Especiales:
Dubai, Historia de la Arquitectura, Dormitorios, Casas, Cubiertas, Instalacion, Puertas.
Artículos del 2007:
Diciembre, Noviembre, Octubre Septiembre, Agosto.
Artículos de 2006:
Noviembre, Octubre, Septiembre, Agosto, Julio, Software Gratis.

SITIOS AMIGOS

Arquitectura
Apostilas PDF
Tutorials PDF
Manuales PDF
Biografías
Tutoriales
Recetas
Dietas
Monografías
Pesca
Turismo
Messenger
Programas
Diseño



Arquitectura Hoy © 2008